/ martes 23 de octubre de 2018

Diario de Finanzas

El optimismo firme y paciente siempre rinde sus frutos.

Carlos Slim.


Hace unas semanas tuve la oportunidad de generar un material para un curso de finanzas, el tema es algo muy común y usual: Proyectos de Inversión; sin embargo a pesar de que no es un tema nuevo, si es necesario su repaso, pues en muchas ocasiones pasamos por alto muchos aspectos que son importantes.

Lo principal e inicial para un proyecto de inversión es tener una idea, que responda a una necesidad existente o identificada recientemente; en muchas ocasiones tener esa idea no es precisamente una actividad sencilla, pero cuando por fin se visualiza ya cuenta con un objetivo, con una meta a lograr, y todas las acciones que realice en adelante tendrán un sentido.

Como ya se tiene la idea es momento de analizar la pre-inversión, es necesario tratar de identificar de manera general todos los costos y gastos que implicarán materializar el proyecto, de alguna manera esta parte permite realizar las etapas administrativas de previsión y planeación, y mientras mejor se haga, los errores serán menores.

Posteriormente viene la inversión, el momento tener identificadas las erogaciones a realizar de manera muy concreta y real, y ver que todo en análisis responda a lo que se previó y planeó, para este momento ya existe una viabilidad técnica, un mercado que se sabe aceptará lo generado por el proyecto, y sólo falta una parte final.

La última fase consiste en la evaluación económica, en el análisis matemático que permita determinar si los flujos de efectivo que se generan como utilidad en el futuro, descontados a valor presente, son mayores a lo que se invertirá para realizar el proyecto, sobre decir que si lo que se invierte es mayor que lo que se recupera el proyecto no es viable; y posteriormente, y dada la necesidad de hacer lo más eficiente el dinero, usualmente se debe seleccionar entre varios proyectos, y el método para hacerlo es saber cuál de entre ellos paga una mejor tasa de retorno, para ello se obtiene la denominada TIR (Tasa Interna de Retorno)

Con todo lo anterior quedó claro en el curso cuales son las partes a desarrollar y posteriormente evaluar, pero las ideas y los proyectos son los que en ocasiones son difíciles para definir, pero hay uno que usualmente no se identifica y que suele ser el mejor de todos.

Así que se lo diré, el mejor proyecto de inversión es usted mismo, su preparación, la identificación de habilidades, la utilización adecuada de las mismas, y por supuesto el enfoque concreto que usted pueda tener sobre dónde desea estar en algunos años, saber a dónde va.

Tomar en cuenta que usted puede ser el mejor proyecto de inversión en la mayoría de las ocasiones no requiere de inversión de dinero, sólo requiere reflexión y la intensión de mejorar día a día, los beneficios obtenidos pueden ser enormes, sólo debe detenerse a pensar y reflexionar un poco de vez en cuando. ¿Qué le parece?


El optimismo firme y paciente siempre rinde sus frutos.

Carlos Slim.


Hace unas semanas tuve la oportunidad de generar un material para un curso de finanzas, el tema es algo muy común y usual: Proyectos de Inversión; sin embargo a pesar de que no es un tema nuevo, si es necesario su repaso, pues en muchas ocasiones pasamos por alto muchos aspectos que son importantes.

Lo principal e inicial para un proyecto de inversión es tener una idea, que responda a una necesidad existente o identificada recientemente; en muchas ocasiones tener esa idea no es precisamente una actividad sencilla, pero cuando por fin se visualiza ya cuenta con un objetivo, con una meta a lograr, y todas las acciones que realice en adelante tendrán un sentido.

Como ya se tiene la idea es momento de analizar la pre-inversión, es necesario tratar de identificar de manera general todos los costos y gastos que implicarán materializar el proyecto, de alguna manera esta parte permite realizar las etapas administrativas de previsión y planeación, y mientras mejor se haga, los errores serán menores.

Posteriormente viene la inversión, el momento tener identificadas las erogaciones a realizar de manera muy concreta y real, y ver que todo en análisis responda a lo que se previó y planeó, para este momento ya existe una viabilidad técnica, un mercado que se sabe aceptará lo generado por el proyecto, y sólo falta una parte final.

La última fase consiste en la evaluación económica, en el análisis matemático que permita determinar si los flujos de efectivo que se generan como utilidad en el futuro, descontados a valor presente, son mayores a lo que se invertirá para realizar el proyecto, sobre decir que si lo que se invierte es mayor que lo que se recupera el proyecto no es viable; y posteriormente, y dada la necesidad de hacer lo más eficiente el dinero, usualmente se debe seleccionar entre varios proyectos, y el método para hacerlo es saber cuál de entre ellos paga una mejor tasa de retorno, para ello se obtiene la denominada TIR (Tasa Interna de Retorno)

Con todo lo anterior quedó claro en el curso cuales son las partes a desarrollar y posteriormente evaluar, pero las ideas y los proyectos son los que en ocasiones son difíciles para definir, pero hay uno que usualmente no se identifica y que suele ser el mejor de todos.

Así que se lo diré, el mejor proyecto de inversión es usted mismo, su preparación, la identificación de habilidades, la utilización adecuada de las mismas, y por supuesto el enfoque concreto que usted pueda tener sobre dónde desea estar en algunos años, saber a dónde va.

Tomar en cuenta que usted puede ser el mejor proyecto de inversión en la mayoría de las ocasiones no requiere de inversión de dinero, sólo requiere reflexión y la intensión de mejorar día a día, los beneficios obtenidos pueden ser enormes, sólo debe detenerse a pensar y reflexionar un poco de vez en cuando. ¿Qué le parece?


martes 12 de febrero de 2019

Diario de Finanzas

martes 05 de febrero de 2019

Diario de Finanzas

martes 29 de enero de 2019

Diario de Finanzas

martes 22 de enero de 2019

Diario de Finanzas

martes 15 de enero de 2019

Diario de finanzas

martes 08 de enero de 2019

Diario de Finanzas

miércoles 26 de diciembre de 2018

Diario de Finanzas ¿Y quién cobrará ahora?

martes 18 de diciembre de 2018

Diario de Finanzas

martes 11 de diciembre de 2018

Diario de Finanzas

lunes 03 de diciembre de 2018

Diario de Finanzas

Cargar Más