/ miércoles 15 de septiembre de 2021

La Ciudad Como Concentración de Talento

No creo ser el único que tenga la sensación de que los gobiernos se han quedado rezagados, es decir las políticas públicas se han quedado detrás de la tecnología. A pesar de que hoy en dia existe un gran esfuerzo de que las decisiones se basen en datos, muchas de nuestras ciudades en el espectro del bajío, se han quedado en caprichos políticos y no en una metodología holística.

¿Cómo generar que los gobiernos sean un centro que atraigan soluciones? Ni el sector público, ni la academia, ni el sector privado ni las organizaciones de la sociedad civil, pueden lograr un cambio de manera solitaria, un método de transversalidad es básico, considerando q los gobiernos funcionan como un director de orquesta, y orquestas que funcionen sin director, sólo existe una en DC y justo es famoso por eso.

Para algunos de los lectores el COPLADEM es un término no tan desconocido en el ejercicio del gobierno, sin embargo, este ejercicio debería ser de uso general para toda la población y no sólo para unos cuantos. El diseño participativo es un modelo que debe utilizarse si o si en la planeación de lo que en nuestros municipios s

Cuáles son los problemas que queremos resolver, cuándo escuchamos tecnologías o Smart cities es un tanto sexie, pero no representa una realidad para todos los municipios de Latinoamérica. La tecnología no es el único camino, es un instrumento nada más, ser Smart citie , significa utilizar la lógica en la resolución de problemas. No disfrazar soluciones con problemas, es decir que si nos faltan sensores, semáforos o ciclo vías eso es disfrazar una solución con el problema, cuando de fondo pudiera ser un sistema de movilidad precario. Síntoma, causa, problema y solución es una forma de resolver temas reales que son prioridad para la ciudadanía.

Los trabajos de COPLADEM no deberían esperar hasta meses después para poder desarrollar las propuestas que el municipio, que desde el presidente municipal, regidores hasta los representantes de la población en general pueden poner sobre la mesa, previo a estas mesas se debería considerar trabajos de diseño participativo, por medio de la dirección de un área técnica que al mismo tiempo tendrá la facultad de dirigir y de ser partícipe de las propuestas.

Entre muchas estrategias, los programas de innovación abierta, junto con los crwod lab, planes de desarrollo que se puedan traducir en proyectos ejecutivos y no sólo buenas intenciones, pueden generar una visión, un concepto fuerte que le permita a las ciudades generar proyectos, porque ciudades sin proyectos son sólo urbanizaciones.

No creo ser el único que tenga la sensación de que los gobiernos se han quedado rezagados, es decir las políticas públicas se han quedado detrás de la tecnología. A pesar de que hoy en dia existe un gran esfuerzo de que las decisiones se basen en datos, muchas de nuestras ciudades en el espectro del bajío, se han quedado en caprichos políticos y no en una metodología holística.

¿Cómo generar que los gobiernos sean un centro que atraigan soluciones? Ni el sector público, ni la academia, ni el sector privado ni las organizaciones de la sociedad civil, pueden lograr un cambio de manera solitaria, un método de transversalidad es básico, considerando q los gobiernos funcionan como un director de orquesta, y orquestas que funcionen sin director, sólo existe una en DC y justo es famoso por eso.

Para algunos de los lectores el COPLADEM es un término no tan desconocido en el ejercicio del gobierno, sin embargo, este ejercicio debería ser de uso general para toda la población y no sólo para unos cuantos. El diseño participativo es un modelo que debe utilizarse si o si en la planeación de lo que en nuestros municipios s

Cuáles son los problemas que queremos resolver, cuándo escuchamos tecnologías o Smart cities es un tanto sexie, pero no representa una realidad para todos los municipios de Latinoamérica. La tecnología no es el único camino, es un instrumento nada más, ser Smart citie , significa utilizar la lógica en la resolución de problemas. No disfrazar soluciones con problemas, es decir que si nos faltan sensores, semáforos o ciclo vías eso es disfrazar una solución con el problema, cuando de fondo pudiera ser un sistema de movilidad precario. Síntoma, causa, problema y solución es una forma de resolver temas reales que son prioridad para la ciudadanía.

Los trabajos de COPLADEM no deberían esperar hasta meses después para poder desarrollar las propuestas que el municipio, que desde el presidente municipal, regidores hasta los representantes de la población en general pueden poner sobre la mesa, previo a estas mesas se debería considerar trabajos de diseño participativo, por medio de la dirección de un área técnica que al mismo tiempo tendrá la facultad de dirigir y de ser partícipe de las propuestas.

Entre muchas estrategias, los programas de innovación abierta, junto con los crwod lab, planes de desarrollo que se puedan traducir en proyectos ejecutivos y no sólo buenas intenciones, pueden generar una visión, un concepto fuerte que le permita a las ciudades generar proyectos, porque ciudades sin proyectos son sólo urbanizaciones.

ÚLTIMASCOLUMNAS