/ viernes 19 de junio de 2020

 ¡Sí al Divorcio!

Según el diccionario de la Lengua Española lo define como la acción y efecto de divorciar o divorciarse, mientras que divorciar dicho por un Juez es disolver o separar por sentencia el matrimonio. Desde su origen en latín divorcio deriva de la palabra divortium que expresa el punto de intersección de dos caminos que se alejan en dirección opuesta por eso se habla de la ruptura matrimonial o en otras palabras es la disolución del vínculo matrimonial.

Hoy en día hablar del divorcio, según datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía por sus siglas INEGI hasta el año 2018 se registraron 501,298 Matrimonios, sin embargo, en el mismo año se registraron 156,556 mil DIVORCIOS y el 60.4% fueron divorcios sin expresión de causa y 36% por mutuo consentimiento.

Pero porque es tan importante hablar hoy en día del divorcio a pesar de no ser un tema gratificante o que al oído sea agradable, es importante porque hoy en día parejas jóvenes o parejas de muchos años de matrimonio creen que aun es necesario una causa o inclusive que sea de mutuo consentimiento para obtener el divorcio pero esto ha pasado a la historia, ahora por el simple hecho de que una sola de las partes que han contraído el matrimonio solicite el divorcio sin expresar la causa del mismo ante la autoridad judicial, es suficiente para que el Juez en su sentencia declare el divorcio sin haber expresado la causa e incluso sin haber desahogado prueba alguna en el juicio, simplemente haber acreditado el matrimonio; que quiero decir con esto, que cualquiera que desee divorciarse será una hecho que obtendrá un sentencia favorable respecto a su divorcio sin necesidad de acreditar situaciones o hechos para obtenerlo, así que si su deseo es NO continuar unido a esa pareja con la que tienen problemas, existe violencia física, psicológica o económica, pues será suficiente con solicitárselo al Juez competente para que quede disuelto el Vinculo Matrimonial.

Recuerden que uno de nuestros derechos es el libre desarrollo a la personalidad y por lo tanto no hay nada que nos obligue a mantener unido ese matrimonio y tampoco se debe creer que necesitamos la firma de el consorte contrario para esto, así de sencillo y así de fácil es una disolución del vinculo matrimonial y estaremos pendientes a esperar las nuevas estadísticas del INEGI para saber que tanto han aumentado los divorcios en nuestro país.

Según el diccionario de la Lengua Española lo define como la acción y efecto de divorciar o divorciarse, mientras que divorciar dicho por un Juez es disolver o separar por sentencia el matrimonio. Desde su origen en latín divorcio deriva de la palabra divortium que expresa el punto de intersección de dos caminos que se alejan en dirección opuesta por eso se habla de la ruptura matrimonial o en otras palabras es la disolución del vínculo matrimonial.

Hoy en día hablar del divorcio, según datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía por sus siglas INEGI hasta el año 2018 se registraron 501,298 Matrimonios, sin embargo, en el mismo año se registraron 156,556 mil DIVORCIOS y el 60.4% fueron divorcios sin expresión de causa y 36% por mutuo consentimiento.

Pero porque es tan importante hablar hoy en día del divorcio a pesar de no ser un tema gratificante o que al oído sea agradable, es importante porque hoy en día parejas jóvenes o parejas de muchos años de matrimonio creen que aun es necesario una causa o inclusive que sea de mutuo consentimiento para obtener el divorcio pero esto ha pasado a la historia, ahora por el simple hecho de que una sola de las partes que han contraído el matrimonio solicite el divorcio sin expresar la causa del mismo ante la autoridad judicial, es suficiente para que el Juez en su sentencia declare el divorcio sin haber expresado la causa e incluso sin haber desahogado prueba alguna en el juicio, simplemente haber acreditado el matrimonio; que quiero decir con esto, que cualquiera que desee divorciarse será una hecho que obtendrá un sentencia favorable respecto a su divorcio sin necesidad de acreditar situaciones o hechos para obtenerlo, así que si su deseo es NO continuar unido a esa pareja con la que tienen problemas, existe violencia física, psicológica o económica, pues será suficiente con solicitárselo al Juez competente para que quede disuelto el Vinculo Matrimonial.

Recuerden que uno de nuestros derechos es el libre desarrollo a la personalidad y por lo tanto no hay nada que nos obligue a mantener unido ese matrimonio y tampoco se debe creer que necesitamos la firma de el consorte contrario para esto, así de sencillo y así de fácil es una disolución del vinculo matrimonial y estaremos pendientes a esperar las nuevas estadísticas del INEGI para saber que tanto han aumentado los divorcios en nuestro país.

viernes 10 de julio de 2020

Feliz día del Abogado!

viernes 03 de julio de 2020

Compensación Matrimonial

viernes 26 de junio de 2020

¿Con Quién vivir y Convivir?

viernes 19 de junio de 2020

 ¡Sí al Divorcio!