/ jueves 24 de enero de 2019

¿Quién fue Juventino Rosas?

Mexicano de raíces otomíes que rompió esquemas de su época, traspasando las barreras raciales y socio-políticas con su música y composiciones.

GUANAJUATO, Gto.- En el medio de un México incandescente, en ebullición de revoluciones, raciales, políticas, industriales y de pensamiento, nacería un músico y compositor que formaría parte de la cultura y el folclore de Guanajuato y la nación.

José Juventino Policarpo Rosas Cadenas, nació en la comunidad de Santa Cruz, Guanajuato un 25 de enero de 1868. Probablemente, desconocía que su trayectoria profesional, sus composiciones y su música, serían el legado que dejaría a su país, luego de su prematura muerte.

La segunda intervención francesa había concluido para el año de 1866; éste conflicto armado entre Francia y México, fue derivado de el cese del pago de la Deuda Externa por mandato del entonces ex presidente Benito Juárez. Los Franceses ocuparon parte del territorio nacional, pero se replegaron luego de una serie de factores políticos desfavorables, que se suscitaron con Europa.



También se establecerían las primeras vías de ferrocarril en 1882 con la llegada de la máquina 503, así como la energía eléctrica que supliría a sus antecesores, los faroles, que funcionaban a base de combustible; se ilumina por vez primera "La plaza Mayor", hoy llamada "Plaza de la Paz" con luz artificial. Llegaban a la par, los teléfonos y con ellos, la amplitud hacia nuevas tecnologías, hasta entonces desconocidas para los guanajuatenses.

En medio de estos acontecimientos y bajo la crianza de un padre músico con formación militar, Juventino Rosas, crece y se desarrolla con notable vocación en la música; en un ambiente propicio para la proliferación de su talento - ya que su padre y hermano mayor Manuel, tocaban en una orquesta, conformada por guitarra y arpa respectivamente- Rosas, se ve atraído por el violín, instrumento de cuerdas que sería el más preciado y valorado por él. Más tarde, se les uniría a este trío, su hermana Patrocinio, quien se volvería en la vocalista del grupo, convirtiéndolo así en un cuarteto.


También te invitamos a leer: Algunos caminos se parecen mucho al de "Roma"


De raíces otomíes, la familia de Juventino Rosas, lucha por sobresalir y sobrevivir, ganando algún dinero, tocando música tradicional de la época, como agrupación, en algunos eventos. De evidentes rasgos indígenas, el padre y hermanos fueron víctimas del rechazo y la discriminación social por parte de españoles y mestizos que tenían al menos una mejor posición social.

Lamentablemente, aún no había para entonces, el auge que la familia Rosas esperaba. Guiados por su padre, Don José de Jesús Rosas, se trasladan a la ciudad de México en el año de 1875.

A la corta edad de 8 años, Juventino ya proyectaba el genio que configuraría parte de la cultura de Guanajuato. Lamentablemente, años más tarde, luego de una pelea en una de sus presentaciones, la banda se ve obligada a separarse, por el asesinato de su hermano.

Al cabo de unos años, ingresa al conservatorio de música (1885), abandona sus estudios y a la postre, vuelve tres años después. Estudia solfeo, teoría de la música, así como la ejecución de varios instrumentos y presenta algunas de sus obras en festivales importantes, en los que se destacan, uno realizado en el Teatro Nacional conmemorando la batalla de Puebla y del cual se sabe, asistió el entonces presidente Porfirio Díaz. Ésta época de la vida del compositor, se ve envuelta entre fama y tragedia, ya que es en estos años que fallecen sus padres y su hermana.



Para cuando Rosas tenía veintitrés años, ya había compuesto algunas obras que prevalecerían para la posteridad, tales como: "Seductora" "Ensueño", "Ilusiones juveniles" y su marcha "Patria" (estas últimas dos obras se interpretaron en la fundación de la Sociedad Mutualista "Juventud Obrera", de la cual el joven Juventino fue co-fundador.

Probablemente la obra que logró captar el reconocimiento que merecía el artista -estos logros y condecoraciones se dieron en su mayoría después de su muerte-, a nivel nacional e internacional es su famoso vals "Sobre las olas"; regalo de parte de Rosas, en el festejo del santo, de un amor prohibido para él, la Sra. Calixta Gutiérrez de Alfaro ya que su enamorada era esposa de un amigo del compositor. Al cabo de algunos años, ésta y otras obras de Juventino Rosas, serían compradas por una conocida disquera, por un valor de únicamente 45 pesos.

Juventino Rosas, hace un viaje a Cuba en busca de nuevos horizontes y se establece en la ciudad de Batabanó, cerca de La Habana. Pero una enfermedad denominada "mielitis espinal", lo invadía, provocando su muerte un día lunes 09 de julio de 1894, a la corta edad de 26 años.

Hoy en día, el ahora municipio de Guanajuato que lleva su nombre, es el testigo fehaciente de la capacidad artística de Juventino Rosas, que a pesar de haber "nadado contracorriente", hoy día es recordado como un mexicano de descendencia indígena que luchó por sus sueños, inmortalizando cada uno de ellos, en sus composiciones orquestales.


También tenemos para ti: El celayense metamórfico, Octavio Ocampo


GUANAJUATO, Gto.- En el medio de un México incandescente, en ebullición de revoluciones, raciales, políticas, industriales y de pensamiento, nacería un músico y compositor que formaría parte de la cultura y el folclore de Guanajuato y la nación.

José Juventino Policarpo Rosas Cadenas, nació en la comunidad de Santa Cruz, Guanajuato un 25 de enero de 1868. Probablemente, desconocía que su trayectoria profesional, sus composiciones y su música, serían el legado que dejaría a su país, luego de su prematura muerte.

La segunda intervención francesa había concluido para el año de 1866; éste conflicto armado entre Francia y México, fue derivado de el cese del pago de la Deuda Externa por mandato del entonces ex presidente Benito Juárez. Los Franceses ocuparon parte del territorio nacional, pero se replegaron luego de una serie de factores políticos desfavorables, que se suscitaron con Europa.



También se establecerían las primeras vías de ferrocarril en 1882 con la llegada de la máquina 503, así como la energía eléctrica que supliría a sus antecesores, los faroles, que funcionaban a base de combustible; se ilumina por vez primera "La plaza Mayor", hoy llamada "Plaza de la Paz" con luz artificial. Llegaban a la par, los teléfonos y con ellos, la amplitud hacia nuevas tecnologías, hasta entonces desconocidas para los guanajuatenses.

En medio de estos acontecimientos y bajo la crianza de un padre músico con formación militar, Juventino Rosas, crece y se desarrolla con notable vocación en la música; en un ambiente propicio para la proliferación de su talento - ya que su padre y hermano mayor Manuel, tocaban en una orquesta, conformada por guitarra y arpa respectivamente- Rosas, se ve atraído por el violín, instrumento de cuerdas que sería el más preciado y valorado por él. Más tarde, se les uniría a este trío, su hermana Patrocinio, quien se volvería en la vocalista del grupo, convirtiéndolo así en un cuarteto.


También te invitamos a leer: Algunos caminos se parecen mucho al de "Roma"


De raíces otomíes, la familia de Juventino Rosas, lucha por sobresalir y sobrevivir, ganando algún dinero, tocando música tradicional de la época, como agrupación, en algunos eventos. De evidentes rasgos indígenas, el padre y hermanos fueron víctimas del rechazo y la discriminación social por parte de españoles y mestizos que tenían al menos una mejor posición social.

Lamentablemente, aún no había para entonces, el auge que la familia Rosas esperaba. Guiados por su padre, Don José de Jesús Rosas, se trasladan a la ciudad de México en el año de 1875.

A la corta edad de 8 años, Juventino ya proyectaba el genio que configuraría parte de la cultura de Guanajuato. Lamentablemente, años más tarde, luego de una pelea en una de sus presentaciones, la banda se ve obligada a separarse, por el asesinato de su hermano.

Al cabo de unos años, ingresa al conservatorio de música (1885), abandona sus estudios y a la postre, vuelve tres años después. Estudia solfeo, teoría de la música, así como la ejecución de varios instrumentos y presenta algunas de sus obras en festivales importantes, en los que se destacan, uno realizado en el Teatro Nacional conmemorando la batalla de Puebla y del cual se sabe, asistió el entonces presidente Porfirio Díaz. Ésta época de la vida del compositor, se ve envuelta entre fama y tragedia, ya que es en estos años que fallecen sus padres y su hermana.



Para cuando Rosas tenía veintitrés años, ya había compuesto algunas obras que prevalecerían para la posteridad, tales como: "Seductora" "Ensueño", "Ilusiones juveniles" y su marcha "Patria" (estas últimas dos obras se interpretaron en la fundación de la Sociedad Mutualista "Juventud Obrera", de la cual el joven Juventino fue co-fundador.

Probablemente la obra que logró captar el reconocimiento que merecía el artista -estos logros y condecoraciones se dieron en su mayoría después de su muerte-, a nivel nacional e internacional es su famoso vals "Sobre las olas"; regalo de parte de Rosas, en el festejo del santo, de un amor prohibido para él, la Sra. Calixta Gutiérrez de Alfaro ya que su enamorada era esposa de un amigo del compositor. Al cabo de algunos años, ésta y otras obras de Juventino Rosas, serían compradas por una conocida disquera, por un valor de únicamente 45 pesos.

Juventino Rosas, hace un viaje a Cuba en busca de nuevos horizontes y se establece en la ciudad de Batabanó, cerca de La Habana. Pero una enfermedad denominada "mielitis espinal", lo invadía, provocando su muerte un día lunes 09 de julio de 1894, a la corta edad de 26 años.

Hoy en día, el ahora municipio de Guanajuato que lleva su nombre, es el testigo fehaciente de la capacidad artística de Juventino Rosas, que a pesar de haber "nadado contracorriente", hoy día es recordado como un mexicano de descendencia indígena que luchó por sus sueños, inmortalizando cada uno de ellos, en sus composiciones orquestales.


También tenemos para ti: El celayense metamórfico, Octavio Ocampo


Local

Ya son ocho amparos para vacunar a menores de edad contra Covid-19

Necesitan vacuna Pfizer, pero no hay disponible en el estado

Policiaca

La celayense Andrea Berenice desapareció el 16 de septiembre

Salió de su casa en Rincón de Tamayo para ir a un baile en la Cañada de Caracheo y ya no volvió

Local

Ahora fueron 21 las víctimas del virus en Guanajuato

La Secretaría de Salud de Guanajuato informó que en la entidad hay 339 pacientes hospitalizados por Covid de los cuales 234 están graves, 75 están en estado crítico y 30 se encuentran estables

Finanzas

Recorta Hacienda 30% apoyo a Pymes

El gasto para respaldar a micronegocios, a través de la Secretaría de Economía, caerá 126 mdp en 2022

Sociedad

Haitianos piden asilo: “Moriremos como hombres, no como basura”

Los migrantes llegan a gastar hasta mil 600 dólares en su viaje de la ciudad de Tapachula, Chiapas, a Acuña, en el estado de Coahuila

Sociedad

Atentado en Salamanca: Le mandan bomba el día de su cumpleaños

Aunque aún no se conoce la causa, el gobernador de Guanajuato calificó el ataque como “un acto terrorista”

Sociedad

Mujeres son titulares de 26% de los ejidos: Tribunal Superior Agrario

La magistrada Méndez de Lara indicó que se impulsa una reforma para que haya más propietarias de tierras

Cultura

Mario Vargas Llosa narra su historia en la serie Una vida en palabras

El escritor narra a su hijo primogénito Álvaro los momentos alegres, difíciles y hostiles que ha pasado en su vida

Gossip

Lupita D’Alessio vuelve a grabar con Discos Orfeón tras años de desencuentros

D'Alessio firmó a los 17 años un contrato con Discos Orfeón, mismo que le impedía, según informó ella misma a mediados del año pasado, grabar sus éxitos en vivo