/ martes 12 de octubre de 2021

Prospectiva

NO SABE LEER LA PARTITURA…

Los que le tripulan la agenda al presidente calcularon con mucha estrechez política las consecuencias de dejarlo presentarse en el senado de la república y encontraron “el pretexto perfecto”: cuidar la investidura…. Así es que con ese pretexto Doña Ifigenia Martínez fue desairada por el presidente al no asistir a la ceremonia de la entrega de la medalla Belisario Domínguez.

No nos extraña que la razón sea el miedo que le causa la presencia y los discursos de la senadora Téllez, pero no solo al presidente, también a sus asesores...

Por cierto, solo por tener una referencia que ayude a ilustrar el significado que tiene para el presidente López esa expresión: “cuidar la investidura “. La monarquía parlamentaria de España, que está tan presente en la mente del presidente López implica que todos los miembros del poder ejecutivo de ese país, empezando por el presidente de gobierno, por responsabilidad constitucional, deben presentarse periódicamente ante el pleno de la cámara de diputados a lo que le llaman sesiones de control, al menos cada 15 días y atender todas las preguntas, confrontaciones y críticas de los sectores políticos representados en el poder legislativo de ese país.

En nuestro país no hay manera... ni la ley reglamentaria, ni la iniciativa de los partidos, ni el sentido común del presidente y sus asesores alcanza para tener un mensaje democrático a la sociedad mexicana y entonces refugiado en su búnker diletante de todas las mañanas y ante la larga lista de aplaudidores (en España les llaman palmeros) viene los discursos de lo que se le ocurra al presidente, mientras transcurre la segunda mitad de su mandato.

No es de extrañar que entre las ocurrencias pasara por su mente imaginarse “en los zapatos de Lázaro Cárdenas o de Adolfo López Mateos “y transportado por fechas y contenidos políticos ordena a sus legisladores que den entrada a una reforma eléctrica que involuciona las decisiones técnicas unos 40 años, que comunica el desconocimiento del tema, pero que le ofrece la oportunidad de recuperar el centro ideológico y político de los asuntos de la agenda política de la nación.

Nuevamente está al centro de la polémica y de los contenidos de los medios de comunicación y de las preocupaciones de los sectores productivos de nuestro país, no importa si significa “saltar al pasado “y seguir perdiendo el tiempo y las oportunidades de inversión para cambiar los escenarios del desarrollo económico de los mexicanos.

La reforma eléctrica que propone MORENA, el presidente, la izquierda, los de luz y fuerza del centro, la secretaria de energía... es un regreso al monopolio, es un retroceso ineficiente y con el viejo discurso: “la producción de la energía eléctrica corresponde a la nación exclusivamente”…

La ley de la industria eléctrica modifica el modelo legal, la generación, la comercialización y el futuro de las inversiones en materia de energía y una vez más a base de mentiras y chantajes estamos en la polémica de un asunto sonde no me importa el razonamiento técnico y la visión estratégica... importa que el gobierno no deje de percibir recursos que le urgen para completar los compromisos de dádivas y compra de voluntades.

La ley propuesta prevé acabar con el mecanismo de despacho de energía de las centrales eléctricas que hoy opera el CENACE (centro nacional de control de energía) y elimina la obligación de despachar la energía más barata empezando por las energías hidroeléctricas, las de otras centrales eléctricas administradas por el gobierno, después las eólicas y solar (de particulares) y finalmente las de ciclo combinado. Las hidroeléctricas no satisfacen las necesidades del mercado... entonces siguen las más contaminantes, las que se generan a base de combustóleo, carbón, gas natural con costos muy altos y altamente contaminantes.

Hasta la fecha la CFE está obligada a comprar energía en subastas para elegir el precio más barato... con la iniciativa de ley pretende quitar la obligación de subastar y optar por cualquier planta o fuente de energía de acuerdo a sus prioridades y sin subastar.

Los certificados de energía limpia CEL se podrán otorgar a cualquier producto de energía sin importar su capacidad tecnológica, así que los incentivos para construir nuevas plantas quedarán en segundo plano...

La iniciativa da opción a revocar permisos que se habían dado con las leyes anteriores, especialmente a los pequeños generadores conocidos como de auto abasto o cogeneración y que han funcionado para cubrir necesidades propias.

Estamos ante un escenario de inseguridad jurídica que impactará a la libre competencia, a la competitividad del sector eléctrico y a la procuración de un medio ambiente sano.

Nuevamente afectará a las empresas que hasta hoy invierten en la generación de energías limpias, en los grandes consumidores del mercado eléctrico mayoritario operado por CENACE al eliminar el esquema de despacho económico.

Entre el 70% y el 80% del costo de la electricidad tiene que ver con cual combustible se utiliza para su generación: combustóleo, diésel, gas natural, luz solar, aire, energía nuclear... pero siempre teniendo como meta la des carbonización y asumir los términos del acuerdo de París.

Así que podemos esperar cualquier cosa... incluyendo que los senadores y los diputados entren en razón y terminen ya con la subordinación a las propuestas de un presidente que despierta en el año 2021 pero vive en 1960.

Hasta la próxima PROSPECTIVA.

José Gerardo Mosqueda Martínez,

Presidente del Instituto de Administración Pública de Guanajuato

gmg@gerardomosqueda.com.mx

FB gerardomosqueda

TW mosquedagerardo

NO SABE LEER LA PARTITURA…

Los que le tripulan la agenda al presidente calcularon con mucha estrechez política las consecuencias de dejarlo presentarse en el senado de la república y encontraron “el pretexto perfecto”: cuidar la investidura…. Así es que con ese pretexto Doña Ifigenia Martínez fue desairada por el presidente al no asistir a la ceremonia de la entrega de la medalla Belisario Domínguez.

No nos extraña que la razón sea el miedo que le causa la presencia y los discursos de la senadora Téllez, pero no solo al presidente, también a sus asesores...

Por cierto, solo por tener una referencia que ayude a ilustrar el significado que tiene para el presidente López esa expresión: “cuidar la investidura “. La monarquía parlamentaria de España, que está tan presente en la mente del presidente López implica que todos los miembros del poder ejecutivo de ese país, empezando por el presidente de gobierno, por responsabilidad constitucional, deben presentarse periódicamente ante el pleno de la cámara de diputados a lo que le llaman sesiones de control, al menos cada 15 días y atender todas las preguntas, confrontaciones y críticas de los sectores políticos representados en el poder legislativo de ese país.

En nuestro país no hay manera... ni la ley reglamentaria, ni la iniciativa de los partidos, ni el sentido común del presidente y sus asesores alcanza para tener un mensaje democrático a la sociedad mexicana y entonces refugiado en su búnker diletante de todas las mañanas y ante la larga lista de aplaudidores (en España les llaman palmeros) viene los discursos de lo que se le ocurra al presidente, mientras transcurre la segunda mitad de su mandato.

No es de extrañar que entre las ocurrencias pasara por su mente imaginarse “en los zapatos de Lázaro Cárdenas o de Adolfo López Mateos “y transportado por fechas y contenidos políticos ordena a sus legisladores que den entrada a una reforma eléctrica que involuciona las decisiones técnicas unos 40 años, que comunica el desconocimiento del tema, pero que le ofrece la oportunidad de recuperar el centro ideológico y político de los asuntos de la agenda política de la nación.

Nuevamente está al centro de la polémica y de los contenidos de los medios de comunicación y de las preocupaciones de los sectores productivos de nuestro país, no importa si significa “saltar al pasado “y seguir perdiendo el tiempo y las oportunidades de inversión para cambiar los escenarios del desarrollo económico de los mexicanos.

La reforma eléctrica que propone MORENA, el presidente, la izquierda, los de luz y fuerza del centro, la secretaria de energía... es un regreso al monopolio, es un retroceso ineficiente y con el viejo discurso: “la producción de la energía eléctrica corresponde a la nación exclusivamente”…

La ley de la industria eléctrica modifica el modelo legal, la generación, la comercialización y el futuro de las inversiones en materia de energía y una vez más a base de mentiras y chantajes estamos en la polémica de un asunto sonde no me importa el razonamiento técnico y la visión estratégica... importa que el gobierno no deje de percibir recursos que le urgen para completar los compromisos de dádivas y compra de voluntades.

La ley propuesta prevé acabar con el mecanismo de despacho de energía de las centrales eléctricas que hoy opera el CENACE (centro nacional de control de energía) y elimina la obligación de despachar la energía más barata empezando por las energías hidroeléctricas, las de otras centrales eléctricas administradas por el gobierno, después las eólicas y solar (de particulares) y finalmente las de ciclo combinado. Las hidroeléctricas no satisfacen las necesidades del mercado... entonces siguen las más contaminantes, las que se generan a base de combustóleo, carbón, gas natural con costos muy altos y altamente contaminantes.

Hasta la fecha la CFE está obligada a comprar energía en subastas para elegir el precio más barato... con la iniciativa de ley pretende quitar la obligación de subastar y optar por cualquier planta o fuente de energía de acuerdo a sus prioridades y sin subastar.

Los certificados de energía limpia CEL se podrán otorgar a cualquier producto de energía sin importar su capacidad tecnológica, así que los incentivos para construir nuevas plantas quedarán en segundo plano...

La iniciativa da opción a revocar permisos que se habían dado con las leyes anteriores, especialmente a los pequeños generadores conocidos como de auto abasto o cogeneración y que han funcionado para cubrir necesidades propias.

Estamos ante un escenario de inseguridad jurídica que impactará a la libre competencia, a la competitividad del sector eléctrico y a la procuración de un medio ambiente sano.

Nuevamente afectará a las empresas que hasta hoy invierten en la generación de energías limpias, en los grandes consumidores del mercado eléctrico mayoritario operado por CENACE al eliminar el esquema de despacho económico.

Entre el 70% y el 80% del costo de la electricidad tiene que ver con cual combustible se utiliza para su generación: combustóleo, diésel, gas natural, luz solar, aire, energía nuclear... pero siempre teniendo como meta la des carbonización y asumir los términos del acuerdo de París.

Así que podemos esperar cualquier cosa... incluyendo que los senadores y los diputados entren en razón y terminen ya con la subordinación a las propuestas de un presidente que despierta en el año 2021 pero vive en 1960.

Hasta la próxima PROSPECTIVA.

José Gerardo Mosqueda Martínez,

Presidente del Instituto de Administración Pública de Guanajuato

gmg@gerardomosqueda.com.mx

FB gerardomosqueda

TW mosquedagerardo