/ domingo 20 de junio de 2021

Clase Media

“La comunidad política más perfecta es una en la que la clase media está en control y supera en número a las otras clases”. Aristóteles.

Desde el hombre primitivo existe la distinción de clases. El más fuerte dominó al débil, el más hábil sometió al incompetente, el más inteligente subyugó al menos dotado de agudeza mental. La fuerza de las armas creó una clase diferente a los civiles. Colijo que estas particularidades o condiciones individuales y de grupos dieron lugar a la existencia de ricos y pobres, a poderosos y endebles.

Categorizar a los pueblos, a las etnias o a un individuo sobre otro está en el lenguaje habitual, serían las subdivisiones de las tres clases en que las naciones clasifican a su población. Lo curioso es que la codificación se calcula con el término de distancia vertical del suelo hacia arriba. Así tenemos las clases sociales baja o pobre, alta o rica y entre ellas, la clase media que sería el contenido más nutritivo de un sándwich, la que más aporta vía impuestos al erario público, donde se valora el progreso y bienestar de un pueblo y donde hay mayor número de personas.

Un método para definir quién o quiénes conforman este conjunto humano es el ingreso per cápita, diferente en cada país por la capacidad de compra de cada moneda. Un modelo de la Organización para Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) define a la clase media como las de personas que reciben entre 75% y 200% del ingreso nacional mediano.

Calcular en plata es complicado. En el caso de México la misma OCDE lo simplifica en el estudio “Bajo presión: la disminución de la clase media” donde señala que para pertenecer a este nivel socioeconómico requiere de ingresos anuales entre los 75 mil 140 a 200 mil 380 pesos.

Como todo se mide en dólares, se hizo el cálculo considerando un tipo de cambio de 20 pesos por dólar.

El estudio es extenso, desglosa los ingresos por edades, actividades personales, regiones, etc. Las cifras son mucho menores a los de países ricos como los Estados Unidos (…tan lejos de Dios y tan cerca de los Estados Unidos, Porfirio Díaz, dixit).

OTRA metodología usa el INEGI. Una investigación reciente la inicia así: “En México desde hace un par de años ha comenzado a suscitarse un debate sobre si ya es o no un país de clases medias” en entendido que entre mayor es la clase media, el país es más floreciente y sus habitantes viven mejor. Utilizó técnicas de investigación lógicas como el acceso a los electrodomésticos y contenido tecnológico, si poseen computadora, uso de internet, teléfono móvil, etc.

Sin embargo, situar a una población en el rango de clase media no es solo cuestión de criterios económicos, en mi opinión es de suma importancia considerar el nivel cultural de los habitantes. No es lo mismo un individuo adinerado que solo cursó la primaria a uno con educación universitaria y amplia cultura aunque con menores ingresos. Usted, amigo lector ¿quién cree que mejor calidad de vida?

Lo trascendental es que en México como en cualquier país, la clase media es la columna vertebral que sostiene la economía y la mejor forma de vivir. Lo censurable es que desde Palacio Nacional se denigre, se insulte a la clase que al crecer achica la clase pobre y la excesivamente rica.

flokay33@gmail.com

“La comunidad política más perfecta es una en la que la clase media está en control y supera en número a las otras clases”. Aristóteles.

Desde el hombre primitivo existe la distinción de clases. El más fuerte dominó al débil, el más hábil sometió al incompetente, el más inteligente subyugó al menos dotado de agudeza mental. La fuerza de las armas creó una clase diferente a los civiles. Colijo que estas particularidades o condiciones individuales y de grupos dieron lugar a la existencia de ricos y pobres, a poderosos y endebles.

Categorizar a los pueblos, a las etnias o a un individuo sobre otro está en el lenguaje habitual, serían las subdivisiones de las tres clases en que las naciones clasifican a su población. Lo curioso es que la codificación se calcula con el término de distancia vertical del suelo hacia arriba. Así tenemos las clases sociales baja o pobre, alta o rica y entre ellas, la clase media que sería el contenido más nutritivo de un sándwich, la que más aporta vía impuestos al erario público, donde se valora el progreso y bienestar de un pueblo y donde hay mayor número de personas.

Un método para definir quién o quiénes conforman este conjunto humano es el ingreso per cápita, diferente en cada país por la capacidad de compra de cada moneda. Un modelo de la Organización para Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) define a la clase media como las de personas que reciben entre 75% y 200% del ingreso nacional mediano.

Calcular en plata es complicado. En el caso de México la misma OCDE lo simplifica en el estudio “Bajo presión: la disminución de la clase media” donde señala que para pertenecer a este nivel socioeconómico requiere de ingresos anuales entre los 75 mil 140 a 200 mil 380 pesos.

Como todo se mide en dólares, se hizo el cálculo considerando un tipo de cambio de 20 pesos por dólar.

El estudio es extenso, desglosa los ingresos por edades, actividades personales, regiones, etc. Las cifras son mucho menores a los de países ricos como los Estados Unidos (…tan lejos de Dios y tan cerca de los Estados Unidos, Porfirio Díaz, dixit).

OTRA metodología usa el INEGI. Una investigación reciente la inicia así: “En México desde hace un par de años ha comenzado a suscitarse un debate sobre si ya es o no un país de clases medias” en entendido que entre mayor es la clase media, el país es más floreciente y sus habitantes viven mejor. Utilizó técnicas de investigación lógicas como el acceso a los electrodomésticos y contenido tecnológico, si poseen computadora, uso de internet, teléfono móvil, etc.

Sin embargo, situar a una población en el rango de clase media no es solo cuestión de criterios económicos, en mi opinión es de suma importancia considerar el nivel cultural de los habitantes. No es lo mismo un individuo adinerado que solo cursó la primaria a uno con educación universitaria y amplia cultura aunque con menores ingresos. Usted, amigo lector ¿quién cree que mejor calidad de vida?

Lo trascendental es que en México como en cualquier país, la clase media es la columna vertebral que sostiene la economía y la mejor forma de vivir. Lo censurable es que desde Palacio Nacional se denigre, se insulte a la clase que al crecer achica la clase pobre y la excesivamente rica.

flokay33@gmail.com

ÚLTIMASCOLUMNAS
domingo 01 de agosto de 2021

Tercera Ola

Florencio Cabrera Coello

domingo 04 de julio de 2021

4 De Julio

Florencio Cabrera Coello

domingo 20 de junio de 2021

Clase Media

Florencio Cabrera Coello

domingo 30 de mayo de 2021

Música, Lenguaje Universal

“La música puede dar nombre a lo innombrable y comunicar lo desconocido” Leonard Bernstein

Florencio Cabrera Coello

Cargar Más